22 dic. 2009

Navidad. todos. a. feliz.

Ya no son tiempos de festejar a Jesús, Mejor celebrar al pavo en el pesebre, meterle dulces al Niño y romperlo a palos.

Vamos a arrullar al Pino, mientras vemos la bonita piñata con la serie de luces entrelazada.

Dan ganas de rezarle a los regalos mientras partimos a santa y a los reyes magos.

Nos dormimos esperando con paciencia la mañana. En piyamas tomamos las esferas, las rompemos y sacamos envolturas y moñitos navideños, anda, vamos a quemarlas, escupir esas marañas mientras cantamos villancicos irritados, por los romeritos envinados.

Qué alegría el orquestar la dicha, el mejor día del año, feliz día del pavo

1 comentario:

e s q u i z o i d e .E dijo...

Lo único que lo remedia es Winter de Vivaldi